Para descubrir el poder que tienen nuestros pensamientos en nuestras acciones y resultados comencemos con el famoso cuento de Jorge Bucay…

“Cuando yo era pequeño me encantaban los circos, y lo que más me gustaban eran los animales… De todos ellos me llamaba la atención el elefante.

Durante la función, la enorme bestia hacía despliegue de su tamaño, peso y fuerza descomunal… Pero después de su actuación y hasta un rato antes de volver al escenario, el elefante quedaba sujeto solamente por una cadena que aprisionaba una de sus patas atada a una pequeña estaca clavada en el suelo.

Sin embargo, la estaca era solo un minúsculo pedazo de madera apenas enterrado unos centímetros en la tierra.

Y aunque la cadena era gruesa y poderosa me parecía obvio que ese animal capaz de arrancar un árbol de cuajo con su propia fuerza, podría, con facilidad, arrancar la estaca y huir.

El misterio es evidente: ¿Qué lo mantiene entonces? ¿Por qué no huye? Pregunté a maestros, padres, tíos… por el misterio del elefante; pero la única respuesta que obtuve es que no escapaba porque estaba amaestrado.

Hice entonces la pregunta obvia: “-Si está amaestrado, ¿por qué lo encadenan?“. No recuerdo haber recibido ninguna respuesta coherente.

Con el tiempo me olvidé del misterio del elefante y la estaca… Y sólo lo recordaba cuando me encontraba con otros que también se habían hecho la misma pregunta.

Hace algunos años descubrí que por suerte para mí alguien había sido lo bastante sabio como para encontrar la respuesta: El elefante del circo no se escapa porque ha estado atado a una estaca parecida desde muy, muy pequeño.

Cerré los ojos y me imaginé al pequeño recién nacido sujeto a la estaca.

Estoy seguro de que en aquel momento el elefantito empujó, tiró, sudó, tratando de soltarse.

Final del formulario

Y a pesar de todo su esfuerzo, no pudo. La estaca era ciertamente muy fuerte para él. Juraría que se durmió agotado, y que al día siguiente volvió a probar, y también al otro y al que le seguía…

Hasta que un día, un terrible día para su historia, el animal aceptó su impotencia y se resignó a su destino. Este elefante enorme y poderoso, que vemos en el circo, no se escapa porque cree -pobre-que NO PUEDE.

Él tiene registro y recuerdo de su impotencia, de aquella impotencia que sintió poco después de nacer. Y lo peor es que jamás se ha vuelto a cuestionar seriamente ese registro. Jamás… jamás… intentó poner a prueba su fuerza otra vez…”

“La gente no se perturba por los acontecimientos, sino por la opinión de los acontecimientos”

¿Dónde estarías si no creyeses lo que crees?

Al igual que en la metáfora del elefante, un maravilloso cuento de Jorge Bucay, vivimos anclados en patrones mentales y pensamientos inconscientes que nos fueron programados tiempo atrás, en virtud de unas circunstancias que ya no existen y, aún asi, las tomamos como válidas y verdaderas.

Por ejemplo:

Hemos ido a una entrevista de trabajo el cual al final no hemos conseguido, tenemos otra entrevista de similares características y pensamos que tampoco lo vamos a conseguir, con lo que no nos preparamos lo suficiente ¿para qué, si no lo voy a conseguir? ¿Cuál crees que será el resultado?

No voy a poder conseguir una cita con Marta, tiene muchos hombres a su alrededor y mejores que yo…¿Cuál será el resultado?

“Tanto si crees que puedes, como si no, estás en lo cierto”

La pregunta correcta sería ¿De dónde vienen esos pensamientos? ¿Qué es lo que hace que creamos una cosa y no otra? Y lo más importante, ¿Cómo podemos modificarlo?

Y estas creencias y pensamientos están muy ligados a las emociones que sentimos y por tanto a la conducta que realizamos y el resultado obtenido. Una de las máximas de la inteligencia emocional es que controlando nuestros pensamientos podremos controlar nuestras emociones, y por tanto, nuestras reacciones o conductas, generando resultados más positivos para nuestra meta.

Por tanto, lo primero que debería hacer si quieres cambiar los resultados de tu día a día es descubrir que clase de pensamientos te llevan a generarte diversas emociones y esas emociones generan distintos comportamientos y por tanto, resultados.

¿Quieres descubrir tus creencias limitantes y lidiar con ellas para generar los resultados que esperas en tu vida? Ahora es el momento!

Da el primer paso ahora! Conviértete en el protagonista de tu vida en el 2017 con la agenda accionate 2017, una agenda, un libro, un diario destinado a potenciar hábitos saludables, crear un proceso de crecimiento personal durante todo el 2017 a través de pequeños ejercicios y lecciones diarias que te ayudarán a conseguir todo lo que te propongas! Puedes adquirir tu agenda en www.accionate.es

agenda-accionate